viernes, mayo 20, 2022
spot_img
spot_img
InicioDeportesErick Barrondo: la filosofía detrás de un medallista olímpico

Erick Barrondo: la filosofía detrás de un medallista olímpico

Erick Barrondo, atleta y ganador de medalla olímpica y otros reconocimientos en marcha atlética, comparte su experiencia. Actualmente ve los diferentes problemas como escalones que lo llevaron hasta donde se encuentra actualmente. Los diferentes aprendizajes a lo largo de estos retos fueron fortaleciendo su mentalidad al momento de llegar a competir. A pesar de las circunstancias precarias en las que vivía, cuenta que su familia era muy unida. Tenían faltas económicas, pero no de recursos, los cuales él los cataloga como la familia y el hecho de querer hacer algo por ellos. Trabajaba en la agricultura junto a su padre y sus hermanos, desde que salía el sol hasta que se ocultaba. Además, comenta que su carrera como atleta comenzó desde joven, ya que para ir a diversos lugares siempre debía caminar algunos kilómetros. 

Los problemas y retos son clave para decidir lo que se quiere hacer y descubrir lo bueno que hay en medio de cualquier circunstancia. Esto con el objetivo de averiguar la razón para la cual las situaciones te están preparando. En el camino se pueden encontrar personas que van a brindar ayuda, por supuesto, por otro lado, también va a haber gente que quiera poner obstáculos. Depende de cada uno tener humildad para aceptar la ayuda y poder superar los desafíos. 

En 2005 fue la época más dura y triste de su vida, su madre fue diagnosticada con un problema en el corazón. Ella siempre trabajó limpiando casas o cocinando en áreas de construcción para los trabajadores. Muchas veces a Erick le tocaba administrar la casa debido al tiempo que trabajaba su madre. Por esta razón consideraba que ella era una mala madre porque él no podía hacer muchas cosas que sus amigos hacían por las responsabilidades que tenía con sus hermanos. Sin embargo, gracias a esta dura etapa aprendió a valorar a su mamá y lo que ella hacía.

Su mamá siempre quiso hacer algún deporte, por lo que su esposo le compró zapatos para salir a correr en la mañana. Erick la acompañó durante el tiempo que le quedaba de vida y así comenzó a practicar este deporte. Al principio, cuando salía correr con su mamá ella siempre le ganaba. Un día su papá le preguntó por qué y le dijo que si hacía las cosas de forma mediocre esa mediocridad iba a crecer. Con el objetivo de demostrarle lo contrario a su papá se dedicó y un día ganó la carrera. Sin embargo, su papá le dijo algo que lo hizo reflexionar y cambiar: no se deben hacer cosas para demostrarle algo a una persona, sino porque uno quiere crecer.

Pueden encontrar su sitio web para comprar todos sus productos: www.ebarrondo.com 

Libro que nos recomienda: El Secreto por Rhonda Byrne

Te rcomendamos

spot_imgspot_img